La riqueza y la pobreza de las naciones, libro de David Landes

La riqueza y la pobreza de las naciones, libro de David Landes
La riqueza y la pobreza de las naciones, libro de David Landes

Jamás en la historia de la humanidad se vivió una desigualdad tan atroz. Hoy existen 65 familias que poseen la misma riqueza que casi cuatro mil millones de personas. La riqueza y la pobreza de las naciones, el libro de David Landes, nos ayuda a entender por qué. 

 

 

El libro fue escrito hace 25 años, pero su vigencia perdura por la calidad de su contenido. La riqueza y la pobreza de las naciones de David Landes es un libro de extrema calidad historiográfica y que nos ayude a comprender el mundo actual.

El historiador se aparta de la interpretación marxista de los hechos, pero no pierde la capacidad de cuestionar y criticar, a su manera, la extensión de los imperios europeos y las ruinas que provocaron.

El eje central de la obra es entender por qué algunas naciones son ricas y otras son pobres. Cuáles son los factores que han incidido para el ascenso y descenso de los países a nivel económico.

Por ello el autor destaca que en la Edad Media China estaba a la vanguardia del mundo desde todo punto de vista y tenía todas las condiciones para desarrollar una Revolución Industrial. Sin embargo la misma se produjo en Inglaterra y casi 100 años después se extendió por Europa, Japón y Estados Unidos.

También tras la llegada de Colón a América y tras el descubrimiento de las rutas comerciales de África y Asia tanto España como Portugal tuvieron un poderío económico sustancial en el inicio de la Época Moderna, desplazando incluso a Venecia. Landes se cuestiona por qué estas dos potencias teniendo tanto acceso a oro y plata tampoco pudieron dar el paso hacia delante y mantenerse en la delantera del mundo.

La respuesta, según el autor, tiende a estar vinculado a un enfoque cultural y mental, al deseo de superación, a la ambición del conocimiento, al no detenerse en el afán de crecimiento y, también, más que nada pensando en Inglaterra y Estados Unidos, a aspectos religiosos, donde queda en evidencia la promoción que realiza las religiones protestantes por el trabajo y la riqueza, a diferencia de lo que sucede en la religión católica. 

El hemisferio norte a superado ampliamente al hemisferio sur. Es cierto que hubo algunos intentos en África y América del Sur por prosperar al estilo europeo, (a veces soviético), pero fueron frenados por la propia identidad e idiosincracia de sus habitantes y dirigentes políticos.

Jamás los seres humanos han vivido en un mundo con tanta concentración de riqueza. Algunos economistas calculan que un 1 % de la población del planeta tiene más riqueza que el otro 99 %. La diferencia es abismal. De hecho, entre Europa, Estados Unidos y Japón concentran más del 70 % de la riqueza del mundo teniendo menos del 30 % de la población total. La riqueza y la pobreza de las naciones de David Landes nos ayuda a entender.

Totalmente recomendable!

 

 

 

Gracias por recomendarnosShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
Email this to someone
email

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *